sábado, 26 de febrero de 2011

LA MUDA DEL PELO EN LOS PERROS

En vistas de prevenir la formación de nudos y evitar que tu casa se convierta en un cementerio de pelo muerto, los perros pierden pelo significativamente requerirán de algunas horas mensuales de cepillado.

Asimismo, las personas que sufren de alergia a los perros deberían prestar especial atención a la muda del pelo a la hora de elegir una mascota.
Existen dos tipos de pelo que conforman el manto general de tu perro: la capa superior y la capa inferior.

La capa superior es, generalmente, más larga y gruesa de las dos, y está compuesta por cabellos más gruesos. También es la capa más resistente, que protege a la interior de elementos como la lluvia y la nieve.

La capa interior consiste en un pelo más fino y sedoso, que sirve para mantener al animal caliente, envolviendo el cuerpo y reteniendo el calor generado por su cuerpo. Funciona de forma parecida a un edredón.
Un perro puede tener una o dos capas de pelo. Los perros como los Montañas del Pirineo que tienen las dos capas ofrecen mayor resistencia a los climas fríos que los de una capa, desde luego, a raíz de la presencia de la capa extra de pelaje.

Por su parte, los perros que tienen una sola capa de cabello poseen la exterior. Sin embargo, existen algunas razas de perros, como el Crestado Chino, que poseen un pelaje escaso o inexistente.

Dependiendo de la raza de los animales y del clima en el que viven, los perros pueden mudar su manto superior o su manto inferior, o ambos. Hay algunas razas que mudan una vez o dos a lo largo de todo el año.

Los perros de pelo corto pueden mudar tanto como los de pelo largo. La muda de pelaje suele producirse invariablemente, más allá de la raza.
En general, los perros que cambian de pelo según las estaciones, presentarán gran caída de cabello en una o dos ocasiones al año. Éstos mudan la capa inferior en la primavera, cuando el invierno frío cede paso a las temperaturas más cálidas.

Luego, cuando las temperaturas frías se dispongan a regresar, el perro mudará la capa superior, que crecerá mucho más fuerte para prepararse para el invierno.

Los perros que mudan dos veces al año harán lo propio en la primavera, para librarse de las capas invernales y dar lugar a un pelaje mucho más apto para el verano.

Cuando el invierno se aproxima, los perros mudan una segunda vez para remover la capa de verano y hacer crecer la de invierno.
Los parásitos, si no somos constantes con los productos para los parásitos también afecta a la piel de nuestro animal se irrita por culpa de estos agentes externos (pulgas, garrapatas) y repercuten en la calidad del manto, es muy importante desparasitar internamente a nuestro perro cada 3 meses y con la pipeta externa mensualmente, IMPORTANTE: la pipeta debe aplicarse 2 días antes o 2 días después del baño.
El cepillado elimina el pelo muerto y se queda en el cepillo, esto hará que encontremos menos pelos en nuestro hogar y menos nudos en el perro.





En resumen, una buen cepillado y una alimentación equilibrada y una desparasitación bien controlada ayudará a mantener sana en todos los aspectos a nuestra mascota.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada